Quiénes Somos

María Polite

Psicóloga Sanitaria Col. N-01289

Finalicé la carrera de psicología en la UPV- EHU con una clara idea de formarme en el plano de la psicoterapia, pero fue en 2012 cuando tomé un contacto real y profundo con ella, de la mano de la formación en psicoterapia Integrativa Gestalt, enfoque que me abrió un espacio de cuidado y conciencia para mí misma, cuando confirmé que mi vocación era la relación de ayuda.

Desde entonces y bajo la premisa fundamental que me inculcó esta visión integrativa de la psicología, me he formado de manera complementaria en diferentes ramas y herramientas para poder trabajar con la persona a nivel emocional, mental y corporal: terapia corporal bioenergética, técnica EDMR, la psicología de los eneatipos, la risoterapia o una formación sistémica de la pareja son recursos terapéuticos que pongo al servicio de la persona para abordar su problemática, situación, vacío o dolor.

No olvido algo muy importante y es que trabajo con personas; una escucha al ser, un cariñoso acompañamiento y la creatividad hacen que cada sesión sea única y me recuerda ante todo la humildad de que solo soy un cómplice en la búsqueda del otro de su luz, su verdad y su camino para vivir en armonía consigo mismo y con su espacio.

Maite Medina

Psicóloga Sanitaria, Col. N-01316

Hace ya unos años que terminé la Licenciatura de Psicología en la Universidad de Salamanca. Durante ese proceso, además, pude cursar y vivir un año de carrera en la Universidad de Buenos Aires (Argentina).

Momento vital que no solo supuso el contacto inicial con la psicología, sino que también fue una primera puerta de apertura al mundo.

Seguí mi camino hacia la psicoterapia, en una doble dirección: vivenciando mi propio proceso terapéutico (considero que para poder acompañar en el dolor al otro/a, es imprescindible transitar y comprender el propio), y formándome en Terapia Familiar Sistémica, en Terapia Integrativa Humanista (Gestalt), en EMDR y en técnicas psico-corporales.

Todas ellas, herramientas y miradas que me han atravesado y formado, de una manera vivencial y teórica, para poder acompañar a otras personas desde un lugar de calidad, seguridad y cuidado.

En el proceso terapéutico, trabajaremos juntos/as para poder poner conciencia a nuestra manera de sentir, pensar y actuar, para poder hacernos cargo de esto e integrarlo, lo que nos pueda llevar a generar nuevas herramientas y decidir más libremente en nuestra vida.
Para ello, utilizaremos el trabajo con la palabra, y también el trabajo con la sensación corporal, ambos vehículos esenciales para acceder a nuestras necesidades, sensaciones y emociones.

Mi lugar en el proceso será acompañarte como figura que sostiene, y pone luz en aquellos lugares que necesitan ser mirados y comprendidos, para poder sanar.